En esta tarde de viernes, la policía de San José continúa trabajando arduamente en procura de obtener pistas firmes que permitan identificar a los responsables del asesinato a balazos de Julio Barreto.

Fuentes de campociudad.com indican que se han realizado allanamientos, en por los menos, tres barrios de la capital departamental.

En este momento hay media docena de personas detenidas, aunque no hay pistas demasiado firmes sobre los autores.

 

Los hechos

Anoche, sobre las 22:30 dábamos cuenta del asesinato a balazos de este hombre que tenía 32 años y una veintena de antecedentes penales, por diversos delitos, entre ellos robos y drogas.

El hombre, tal como adelantamos, cumplía prisión domiciliaria, luego de haber salido de la cárcel pocos días atrás.

Nuestras fuentes hablan de una discusión con otro hombre con varios antecedentes penales y que también salió de la cárcel hace muy pocos días.

Desde anoche, la policía ha realizado varios allanamientos en la capital departamental. Se han detenido a, por lo menos, seis personas y se intenta vincularlos con el asesinato.

 

Comunicado de la Policía

En esta jornada, la Jefatura de Policía de San José, emitió un comunicado que confirma plenamente los datos aportados anoche por campociudad.com

-HOMICIDIO- A la hora 21:30 la M.C.O. recibió un evento por disparos de arma de fugo en calle 12 de octubre y 19 de abril de San José de Mayo. Al lugar concurre personal de URP constatando que un hombre se encontraba aparentemente herido de arma de fuego, resultando ser Julio Eduardo BARRETO AGUIAR de 32 años poseedor de antecedentes penales. La victima es trasladada a Hospital local donde se certifica su fallecimiento por “múltiples heridas de bala”. De lo actuado se entero a la justicia competente trabajando en el caso policías de la Dirección de Investigaciones.

 

Antecedentes de Barreto

El periodista Pablo Fernández, en su web sj.uy, reconstruyó los últimos meses de vida de Julio Barreto.

Fernández informa que “el individuo asesinado habría recuperado la libertad recientemente –hace un mes aproximadamente– tras estar recluido en el departamento. Este sujeto, ahora muerto, habría sido encarcelado en marzo del año pasado por un delito de “hurto especialmente agravado”. Fue sorprendido cuando se retiraba del lugar del robo y con los efectos hurtados. Terminó en la cárcel. Pero, ya en este año, en el mes de enero, fue detenido nuevamente. La policía lo buscaba por haber robado una moto en diciembre del 2016. Estaba requerido. En enero, la policía lo sorprendió en la calle y el individuo emprendió la fuga. Se escondió en el predio de una vivienda, pero fue capturado. Ante la justicia fue nuevamente procesado con prisión por un nuevo delito de “hurto especialmente agravado”. Para la policía se trataba de un conocido delincuente. Desde hace un mes, estaba nuevamente en libertad. Al parecer en la pasada jornada, este individuo habría mantenido un altercado por temas relacionados a drogas, según las versiones que circularon inmediatamente después del violento episodio. La discusión derivó en mayor violencia con resultado fatal. De esta forma, el ex recluso, que se identificaría con las iniciales J.B. habría recibido cuatro disparos, que le causaron la muerte”.

 

Antecedentes de la policía

En los casos denominados, en la jerga policial como “ajustes de cuentas”, la Jefatura de Policía de San José, no tiene buenos antecedentes en cuanto al esclarecimiento de los hechos.

Los últimos dos “ajustes de cuentas” están sin aclarar.

Hablamos de un hombre que fue asesinado a balazos en Playa Pascual y de un joven que fue descuartizado en la ciudad de San José de Mayo.

En Playa Pascual, el hombre, vinculado al tema drogas, llegaba en un auto a su domicilio, acompañado de su esposa. El asesino salió de entre unos árboles y le disparó varios balazos, matándolo en forma instantánea. El responsable nunca fue detenido, ni identificado.

En San José de Mayo, un joven que había salido hacía poco tiempo de la cárcel desapareció de los lugares que frecuentaba y posteriormente fue encontrado descuartizado cerca del río San José. La policía no ha podido determinar quienes son los responsables de esa muerte.